Que ver en Granada en dos días.

Que ver en Granada en dos días

Aunque no será fácil, visitar Granada en 2 días es todo un reto del que saldrás victorioso. En estas líneas vamos a mostraros los lugares en Granada que no debemos perdernos pero siempre desde una perspectiva local, intentando sentirnos un poco granadinos.

Granada es un lugar que quedará guardado en tu memoria, una ciudad milenaria con una particular mescolanza de culturas que ha hecho que sea única en el mundo. Ya desde la época íbera se suceden los primeros asentamientos, aunque lo más reconocido en el mundo es la Granada musulmana y cristiana.

Aquí os mostramos lugares que ver en Granada, como visitar la Alhambra, Free Tours indispensables para descubrir cada rincón. Barrios, miradores, arquitectura, tapeo, una guía rápida y completa para visitar Granada en dos días.

 

La Alhambra de Granada

la alhambra de granada

Una de las maravillas del mundo que hay que ver al menos 1 vez en la vida.

La Alhambra, conjunto monumental que nace en el siglo XIII, en sin lugar a duda el monumento más visitado de toda España y a vuestra llegada, entenderéis porque.

Os recomendamos, al menos, guardar medio día para visitar el conjunto, lo normal serían 4 horas de visita, si lo hacéis por vuestra cuenta, aunque lo idóneo sería siempre poder descubrir la Alhambra con un guía, ahorraréis en tiempo y  entenderéis como cada esquina, cada recoveco,  tiene un significado.

El acceso en autobús o andando. En calle Pavaneras tendríais la parada principal, aunque como siempre, recomendamos a pie. El Bosque de la Alhambra también es Patrimonio de la Humanidad de la UNESCO y para regresar hay otros caminos que merece la pena descubrir.

Esta ciudad, dentro de Granada,  se divide principalmente en cuatro distintas zonas,

La primera, los Palacios Naríes, palacios reales de la Alhambra, El Mexuar, Palacio de Comares, Palacio de los Leones, el Partal. Sin lugar a dudas la zona de la Alhambra donde normalmente invertiréis más tiempo. Se dice en Granada que no has visitado la Alhambra hasta que no accedes a los Palacios Nazaríes.

También en vuestra entrada General a la Alhambra tendréis incluidos el acceso al Generalife, casa de verano, jardines y antiguas huertas; y la Alcazaba, zona de control militar, espectacular en sus vistas en la que invertiréis algo de menos de tiempo.

La Alhambra sigue teniendo área de uso público, de acceso gratuito. Aprovecha y visita el Palacio de Carlos V con el Museo de Bellas Artes y el Museo de la Alhambra… Cuidado con el tiempo, que después de comer nos vamos al Albayzín!

¡Ojo! recuerda que es obligatorio reservar tu entrada a la Alhambra, esta idea de ser el monumento más visitado de nuestro país hace que conseguir entradas en destino sea una peripecia a veces inalcanzable, si quieres visitarla por tu cuenta, puedes comprar los tickets en su página oficial o si es guiada, uniéndote a uno de nuestros grupos pinchando aquí.

 

Plaza Nueva

Una vez hecha la visita de la mañana, es hora de comer, os recomendamos cerquita de Plaza Nueva, como la calle Elvira, zona de tapeo granadina y con precios más económicos que en las inmediaciones de la Alhambra.

Aquí encontraréis edificios tan emblemáticos como la Real Chancillería o la Iglesia de Santa Ana.

Cuando hayáis repuesto energía, nos vamos para el barrio del Albayzín. En caso de que queráis ir con uno de nuestros free tours en Granada, en la misma Plaza Nueva tenéis nuestro punto, junto a la fuente redonda. También es la parada principal del autobús del barrio, C31, el conductor os avisará al llegar al Mirador de San Nicolás.

 

El barrio del Albayzín

Desde los Palacios Nazaríes captaba nuestra atención un pequeño “pueblo blanco”. Si Granada es conocida por la Alhambra también lo es por este primer asentamiento musulmán del siglo XI.

Dentro de los barrios de Granada, el Albayzín es el más emblemático. Os recomendamos que os perdáis, para nosotros es fácil decirlo pero la realidad es que su belleza reside ahí, en el perderse. Tanto en la subida como en el regreso, el camino confluye a calles principales, conectadas con los epicentros. Cuando vuelvas a la ciudad, busca la Alhambra y encontrarás el camino de vuelta, “todos los caminos conducen a Roma”, en nuestro caso a Plaza Nueva.

 

Paseo de los Tristes

Para esos que apuestan por subir a pie, en la calle junto a la Iglesia de Santa Ana (única Iglesia que encontraréis en la plaza), adentraos en la Carrera del Darro para llegar al Paseo de los Tristes.

Una de las calles más bonitas, única que mantiene realmente como fue el entramado de la Granada en su zona baja. Disfrútala, memorízala, porque es un lugar mágico.

Aquí podréis visitar el Bañuelo, hamman del siglo XI y el Museo Arqueológico de Granada, uno de los primeros fundados en España y de acceso gratuito, entre otros.

Todos los caminos conducen a Roma, tan solo elige una calle y llega hasta la cima, una vez allí, descubre este recóndito barrio.

Plaza Larga, Mirador de San Nicolás y Mezquita Mayor de Granada serían los tres puntos del Albayzín alto que no debéis perderos.

Plaza Larga, epicentro del barrio desde el siglo XII hasta la actualidad, el afamado Mirador de San Nicolás, internacionalmente conocido por la vista de la Alhambra y como la mejor puesta de sol que encontraréis en el mundo, aunque si queréis puesta de sol, aprovechad el mirador de San Cristóbal, donde realmente la encontraréis.

Junto al Mirador, la Mezquita Mayor de Granada, ejecutada siguiendo las líneas de la Granada Nazarí, fue inaugurada en 2003, primera Mezquita en la ciudad desde la llegada de los Reyes Católicos.

Al día siguiente, por la mañana, nos iremos al centro histórico. Zona llana, si os apetece podéis profundizar con un Free Tour y más tarde acceder a los edificios más importantes, aunque es muy intuitiva.

 

La Catedral de Granada

Otra de las paradas obligatorias sería nuestra Catedral Metropolitana.

Aunque por el entramado de la ciudad, en su parte exterior sea casi imposible poder disfrutarla, este templo se considera el primer y máxímo exponente del Renacimiento español, sirvió de ejemplo para todas las nuevas catedrales de España y Latinoamérica, una explosión de arte que nos ayudará a entender el antes y el después de Granada. Si contratáis una visita privada, por norma general, con una hora sería suficiente, si la descubrís por vuestra cuenta, el tiempo que invirtáis es a gusto del consumidor.

 

Capilla Real

Este edificio que parece parte de la Catedral de Granada, en realidad es un edificio independiente y por tanto, se paga aparte.

Aunque mucha gente desconoce su existencia, fue decisión expresa de la Reina Isabel ser enterrada en la ciudad de la Alhambra, finalmente sus cuerpos descansan junto a los de la Reina Juana, la mal apodada como Juana la Loca, su marido, Felipe el Hermoso  y el infante Miguel, nieto de los Reyes Católicos. Un pequeño edificio en dimensiones pero una maravilla del arte, dentro de los básicos de Granada.

Aprovecha cuando salgas de la Capilla y accede a la Madrazza, antigua universidad musulmana que al menos su patio es de acceso gratuito.

 

Alcaicería

La Capilla Real se construyó muy cerquita de la desaparecida Mezquita Mayor de Granada. Como sabéis, la vida giraba en torno al templo principal de la ciudad, justo en la misma calle de la Capilla Real encontraréis el mercado más exclusivo  que tuvo Granada. Las Alcaicerías se conocían como los mercados de la seda, siendo la nuestra en particular una de las más reconocidas por tener su propia fábrica.

Un paseo entre monumentos que os trasladará a la Granada más musulmana, no solo por su arquitectura sino también por la tipología de tiendas que en la actualidad alberga.

 

Corral del Carbón

Para terminar la visita del centro, otro de los lujos de Granada. Muy cerquita de la Alcaicería, encontramos esta antigua Alhóndiga Andalusí, datada del siglo XIV. Antiguo mercado de grano, de venta de bestias y hospedería, han sido varios los usos que más tarde recibiría pero hoy vuelve a estar abierta al público, gratuita. Una antigua corrala de comedias que no nos quitará tiempo y que a su vez nos acercara a la Granada Nazarí.

¡Es hora de comer! El centro de Granada tiene muchas posibilidades en lo que a oferta gastronómica se refiere, si tienes buen ojo, no será nada difícil encontrar un bar o restaurante con comida de siempre.

 

Sacromonte

Por la tarde nos vamos al barrio más castizo, el Sacromonte.

Conocido internacionalmente como el barrio de los gitanos, también lo es por su flamenco tan característico y por su vivienda en cuevas. Seguiremos el mismo camino del día anterior hacia el Albayzín para adentrarnos en el Camino del Monte.

Ha sido muy importante la evolución que ha sufrido, siendo hoy incluso más característica la Casa Cueva que la cueva en sí. Si queréis visitarla por vuestra cuenta, os recomendamos que vayáis directos a alguno de los museos de este barrio o que la visitéis con un guía, ya que la mayoría de las cuevas estarían escondidas con casas frontales, entenderemos mucho mejor la vida de la etnia gitana en la península y podréis ver más de cerca esa antigua vida en la ciudad.

No te olvides de disfrutar de la Zambra Granadina, aprovecha que ya conocemos el tablao, y descubre un flamenco distinto, sin escenario, al suelo. Aquí te compartimos nuestras recomendaciones.

Y eso es todo, dos días en Granada de visita tranquila pero completa, una forma de desconectar en una visita rápida!